+34.932.211.223
Búsqueda - Contenido

Consejos y trucos: Filtrado del líquido refrigerante

Las juntas rotativas de fabricantes de alta reputación como DEUBLIN están diseñadas para poder tolerar los diversos contaminantes de líquido refrigerante que normalmente encontramos en los centros productos. Para poder asegurar una larga vida de servicio y la máxima productividad de la junta rotativa, el filtrado debe ser según las normas ISO 4406:1999 Código 17/15/12, SAE 749 Clase 5 o NAS 1638 clase 8, con partículas de como máximo 60 micras.

 

A efectos comparativos, las bombas (tanto de piñón fijo como de volumen variable) precisan un filtrado ISO 4406, Código 16/14/11 o superior – en otras palabras: admiten la mitad de la contaminación.

 

                       

Solo se puede utilizar agua destilada para hacer la base del refrigerante. El agua del grifo contiene calcio y sales de magnesio que acortan la vida del líquido refrigerante, mermando los productos químicos que lo componen, rompiendo la emulsión de agua-aceite. Además promueven el incremento de bacterias. Estas sales también pueden provocar depósitos dentro de la junta, provocando su fallo prematuro. Una regla fácil de recordar es que por cada “grado de dureza” adicional (equivalente a 17 ppm o 17 mg/l de carbonato cálcico), se incrementa el consumo de líquido refrigerante en un 1% anual. Un mantenimiento apropiado del líquido refrigerante también prolonga la vida de la herramienta y mejora el acabado superficial.

Si, por razones de eficiencia y costes, existe una verdadera "lucha" por cada medio segundo de tiempo de máquina, cada mitad de un centavo de los costes de piezas y cada pieza de chatarra, los consejos anteriores han de ser tomados en serio, ya que realmente le ayudaran a ahorrar dinero!